Cómo vacunar a un perro

Muchas personas administran las vacunas a sus perros y ahorran mucho dinero al hacerlo. En realidad no es tan difícil, sólo hay que seguir estos sencillos pasos.

vacuna-perroInstrucciones

  • Una vez que se compran las vacunas se deben utilizar de inmediato o guardarlas enseguida en el refrigerador para conservar su frescura.
  • Mezclar los dos frascos. Uno contiene polvo y el otro líquido. Utilizar la jeringa con aguja para extraer el líquido y luego insertarlo con la misma aguja en el frasco de polvo y agitarlo muy bien.
  • Poner la vacuna una vez mezclada en la jeringa.
  • Frotar con alcohol en el lugar de la inyección. Esta será el área en la parte posterior del cuello del perro, justo en frente de la parte delantera del hombro.
  • Levantar la piel suelta en la parte posterior del cuello del perro cerca de la parte delantera del hombro para formar una “tienda de campaña”.
  • Introducir la aguja bajo la piel.
  • Retirar la jeringa como si se estuviera tratando de quitar algo. No hay que alejarse del perro. Lo que resta es asegurarse de que en el proceso no se pinchó una vena. Si se ve sangre hay que empezar de nuevo, si no, entonces todo está bien.
  • Inyectar el líquido de la vacunación en el perro.
  • Quitar la aguja y frotar el lugar de la inyección suavemente con los dedos mientras se consuela al perro.
  • Retirar la etiqueta del frasco que indica el tipo de vacuna que contiene. Este será un adhesivo.
  • Colocar esto en una ficha de cartulina u otro material con la fecha y el nombre del perro.
  • La etiqueta del frasco servirá para responder a las preguntas que un veterinario pueda hacer sobre el tipo exacto de inmunización que se ha aplicado en el animal y mantener un registro de lote # ‘s, etc,en caso de que surja algún problema. También para informar a un nuevo dueño en caso de que el cachorro cambie de propietario.
  • La mayoría de las vacunas se deben administrar sobre una base anual.

Consejos y advertencias

• Llamar a un veterinario para preguntarle qué tipo de vacuna se debe comprar. Esto puede variar dependiendo de la zona de residencia.

• Pagar un poco más para recibir las vacunas lo más pronto posible ya que pueden perder el efecto si no se refrigeran ya que son muy frágiles.

• Vigilar el perro por las posibles reacciones. Tener una botella de epinefrina a la mano en caso de que se presente una reacción adversa. Muchos perros actuarán raros por un día o dos pero no hay que preocuparse por eso, lo que no debe hacerse es incitarlo a participar en cualquier actividad.

Esta entrada fue publicada en Preguntas frecuentes, Veterinario, vacunación y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.