Los parásitos en los perros

Los parásitos no sólo pueden enfermar a las mascotas, sino que hay algunos parásitos que pueden ser transferidos  a los seres humanos. El mayor riesgo es con los niños. Los perros adultos deben ser desparasitados cada 3 meses.

perro-enfermoAnquilostomas: No son visibles a simple vista, por lo tanto debe ser diagnosticada por un veterinario ya que infectan a los animales del entorno. El Anquilostoma se alberga en los intestinos y también puede ser transmitida a los seres humanos. Puede afectar a un perro a cualquier edad. Se trata de un gusano pequeño y delgado que se conecta a la pared intestinal y chupa la sangre de su víctima provocándole anemia y tal vez la muerte. Gracias a sus dientes afilados, también causan sangrado en los intestinos. Un perro infectado con anquilostoma experimentaría sangre en las heces, anemia, pérdida de peso, encías pálidas, diarrea y bajo nivel de energía. La irritación de la piel puede ser un signo de una infección severa. Las infecciones severas pueden ser fatales.

Ascárides: Pueden llegar a medir de 9-19 cm de longitud. Este es el tipo más común de gusano en los perros que afecta a los intestinos y causa una apariencia barrigona, sobre todo en los cachorros. Pueden infectar a los perros por ingestión, a través de la placenta o ser transferidos a las crías a través de la leche de su madre. Las lombrices pueden causar una variedad de síntomas clínicos incluyendo tos, diarrea, vómitos, obstrucción intestinal, neumonía, pelaje sin brillo y un abdomen hinchado. Pueden encontrarse en las heces del perro o vómito teniendo una apariencia como de espagueti. Si este tipo de infección no se detecta a tiempo y se le permite desarrollar, una acumulación de gusanos en los intestinos puede causar una obstrucción y llevarlo a la muerte.

Lombrices: Pueden tener una longitud de 4-7 cm y sólo puede infectar a los perros cuando los gusanos se ingieren. Los signos clínicos incluyen dolor abdominal, anorexia, los párpados y las encías pálidas, deshidratación, diarrea con sangre maloliente y pérdida de peso. La infección en los perros adultos generalmente no es tan grave como una infección en los cachorros que pueden ser fatales.

La solitaria o Tenia: La Tenia recibe ese nombre por ser larga y plana y tener aspecto de cinta. Los pedazos de este gusano en los perros se encuentran en su materia fecal, lo que le da un aspecto similar al arroz. Estas piezas de gusano, aunque fragmentadas, se pueden encontrar (todavía en movimiento) alrededor del ano del perro, en su materia fecal o en su cama. Los síntomas comunes de grave infestación de la Tenia son dolor abdominal, nerviosismo, picor intenso alrededor del ano, vómitos y pérdida de peso. La transmisión a los perros es a menudo causada por la ingestión de pulgas infectadas.

Los síntomas a tener en cuenta son:

Pelo sin brillo, pérdida de peso, pérdida de apetito, apariencia barrigona, tos, nivel de energía bajo, diarrea y vómitos.

Tratamiento para los gusanos. La detección temprana del gusano es importante porque cada raza de  perro requiere una forma diferente de tratamiento. Una amplia variedad de desparasitantes para perros están disponibles incluyendo básicos y multidesparasitantes y, medicamentos de combinación que también ayudan con el control de pulgas generalmente enmascarados en apetitosas tabletas masticables. Los multidesparasitantes se deben dar cada tres meses a los perros adultos. Las perras embarazadas o en período de lactancia deben ser tratadas antes del apareamiento, diez días antes del parto, luego dos y cuatro semanas después de parto. Los cachorros debe aplicárseles en las semanas dos, cuatro, seis, ocho y doce de nacidos, luego mensualmente hasta los seis meses de edad y, cada tres meses al ser perros adultos.

Esta información no pretende sustituir el consejo de un veterinario o entrenador profesional de perros o mascotas.

El control de lombrices. La desparasitación regular de todos los perros, incluyendo cachorros y perras embarazadas reducirá al mínimo el contagio de la mascota y previene la infección de los seres humanos. También es importante mantener un ambiente higiénico adecuado:

1. Eliminar las heces de los recipientes sanitarios y deshacerse de los pozos de arena de los niños.

2. Limpiar regularmente las áreas de dormir.

3. Alimentar al perro con alimentos en buen estado, carne cocida o enlatada.

4. Lavarse siempre las manos después de tocar a la mascota y antes de comer y, recordar que es particularmente importante para los niños que se les enseñe esto.

5. No permitir que las mascotas laman la cara de las personas.

6. Utilizar un programa de control de pulgas completo.

7. Desparasitar el perro cada 3 meses, incluso si se cree que no tiene ya que no todos los gusanos se pueden ver a simple vista.

El Drontal Plus se encuentra en el Reino Unido y es un desparasitante para perros que controla todas las ascárides y las solitarias en una sola dosis. Se puede administrar con o sin alimentos y no hay necesidad de cambiar el régimen de alimentación de las mascotas.

Una dosis cada 3 MESES

Dar un comprimido por 10kg (22 libras) de peso corporal. Los comprimidos se pueden dar directamente al perro o disfrazados en los alimentos. No es necesaria la inanición antes de o después del tratamiento.

Tableta /Peso corporal

Cachorros y perros pequeños de bajo peso corporal de ¼ de tableta para menos de 2kg, entre  2 y 5kg ½  tableta y  entre 6 y 10kg 1 tableta.

Perros medianos: 11-15kg: 1.5 T     16-20kg: 2 T     21-25kg: 2.5  T      26-30kg: 3 T

Perros grandes: 31-35kg: 3.5 T         36-40kg: 4 T

Para el control de Toxocara las perras lactantes deben ser dosificadas 2 semanas después de dar a luz y cada dos semanas hasta el destete. Los cachorros deben ser tratados a las 2 semanas de edad y cada 2 semanas hasta las 12 semanas de edad. A partir de entonces deben ser tratados a intervalos de 3 meses.

This entry was posted in Parásitos y tratamientos, Problemas de salud and tagged . Bookmark the permalink.