Remedios para la irritación de la piel en un perro

pielEs desgarrador ver que tu mascota sufre de picazón en la piel, especialmente si se rasca hasta sangrar. Varias causas, incluyendo alergias, parásitos y deficiencias nutricionales, pueden irritar la piel de los perros. De seguro sabes que existen remedios simples y productos de venta sin prescripción médica que pueden aliviar el problema. Sin embargo, siempre consulta a un veterinario con experiencia cuando se trata de la salud y el tratamiento de tu mascota antes de tratar de curarlo por tu cuenta.

Dieta. Alimentar a tu perro con una dieta equilibrada le ayudará a mantener la piel y el pelaje sanos. Los alimentos para perros de baja calidad normalmente carecen de nutrientes, contienen ingredientes artificiales y mucho relleno. Trata de alimentar a tu perro un alimento de calidad que contenga ingredientes naturales para aliviar la irritación de la piel. Muchos dueños de mascotas encuentran que alimentar a los perros una dieta hipoalergénica ayuda a reducir la inflamación causada por alergias a los alimentos.

Baños. Bañar a tu perro con un champú relajante puede aliviar las irritaciones leves de la piel y minimizar el malestar general. Compra champús especialmente formulados para combatir la irritación en la piel o la picazón. Estos champús relajantes a menudo contienen harina de avena, aceite del árbol del té o aloe vera como ingredientes principales. Utiliza champús hechos específicamente para los caninos porque los champús para humanos a menudo irritan la piel en otras especies. Evita los baños en exceso porque los champús a menudo quitan los aceites naturales de la piel, dando como resultado parches secos y picazón. Enjuaga bien a tu perro ya que el residuo de champú puede causar irritación en la piel.

Cepillado. Cepilla a tu perro todos los días con un cepillo de cerdas suaves. Cepillar la piel de tu perro estimula la producción y distribución de sus aceites naturales, ayuda a aflojar las escamas de la piel y también puede aliviar la irritación y la picazón. Como una ventaja, las sesiones de cepillado diarias ayudan a formar fuertes lazos con tu perro.

Remedios tópicos. Varios remedios naturales pueden ayudar a aliviar la piel irritada de tu perro. Los perros a menudo lamen su cuerpo, por lo que sólo debes utilizar soluciones tópicas que no sean tóxicas en caso de ingestión. Sumerge una bola de algodón en leche de magnesia, vinagre de manzana orgánica o avellano de bruja y aplícalo directamente en la zona irritada. Repite este proceso varias veces al día hasta que tu perro deje de rascarse. Frotar aceite de coco en las zonas afectadas también puede aliviar la irritación. El aloe vera es igual de efectivo en los perros que en las personas. Frota el gel de aloe vera directamente en el punto afectado o diluye un poco con agua, viértelo en una botella de spray limpia y espárcelo generosamente en el área afectada.

Suplementos alimenticios. Fortalecer el sistema inmunológico de tu perro con suplementos saludables puede ayudar a prevenir y tratar las condiciones que causan la irritación de la piel. Comienza a tratar la piel irritada de tu perro de adentro hacia fuera agregando aceite de linaza a sus alimentos o dándole un suplemento dietético que contenga ácidos grasos esenciales. Los perros más pequeños suelen beneficiarse con la ingesta de ½ cucharadita de aceite, mientras que las razas más grandes necesitan alrededor de 1 cucharada de aceite. Los suplementos de vitamina E también mejoran la irritación tópica en los perros ya que promueven la producción de aceites naturales que son tan cruciales para tener una piel sana.

Ayuda profesional. Si la irritación de la piel de tu perro persiste después de usar los remedios caseros mencionados anteriormente, debes llevarlo al veterinario. El veterinario examinará a tu mascota para determinar si tiene cualquier anomalía en la piel o el pelaje que pueda estar causando la irritación. También puede hacerle una prueba de alergias alimentarias y ambientales o realizar una biopsia de piel para ver si tiene parásitos. Dependiendo de lo que el veterinario descubra, tu perro puede requerir de un tratamiento con medicamentos antihistamínicos, antimicóticos, corticosteroides, antibióticos o para la picazón.

This entry was posted in Parásitos y tratamientos. Bookmark the permalink.